El Archivo Histórico de Protocolos de Guadix incrementa sus fondos con 13 nuevos volúmenes

Algunos de los volúmenes existentes en el archivo. /IDEAL GUADIX
Algunos de los volúmenes existentes en el archivo. / IDEAL GUADIX

Se trata de archivos notariales que han cumplido 100 años

Jesús Javier Pérez
JESÚS JAVIER PÉREZGuadix

La concejalía de Patrimonio del Ayuntamiento de Guadix que representa Eduardo Jiménez informa que está prevista la recepción de trece nuevos volúmenes de documentos notariales que han cumplido cien años en el Archivo Municipal y de Protocolos Notariales de Guadix. En concreto, se recibirán los archivos de protocolos notariales correspondientes a los años 1916, 1917 y 1918 (el archivo se abrió a finales de 2016 y hasta el momento no se había hecho el acto de recepción de los documentos que habían ido cumpliendo cien años, por lo que se efectúa ahora la de tres años consecutivos).

Se incrementa así el fondo histórico de protocolos notariales con estos documentos centenarios de los notarios Antonio Montes Díaz, Ramón Poyatos Martínez y Jaime Moreno Taurela. De manera que la semana próxima ya estarán disponibles para consultas de los investigadores en las dependencias del propio Archivo, en la estantería especialmente habilitada para los documentos del siglo XX.

Ubicado en los bajos del edificio «Las Rosas» de la calle San Marcos, el Archivo Municipal de Guadix y Archivo Histórico de Protocolos Notariales permanece abierto al público en el siguiente horario: de lunes a viernes de nueve y cuarto de la mañana a una y media de la tarde; y los lunes, martes y miércoles de cuatro a seis y media de la tarde.

Estas instalaciones están disponibles para público en general así como para estudiosos e investigadores interesados en los fondos archivísticos de la ciudad que se encuentran en ellas - tanto en el ámbito municipal como en lo que al Archivo Histórico de Protocolos Notariales se refiere- . No hay que olvidar que la sección histórica del Archivo de Protocolos del Distrito Notarial de Guadix se integra por los protocolos notariales de más de cien años de antigüedad, habiendo incluso documentos mucho más antiguos y de gran valor.

Se trata, en definitiva, de un patrimonio documental de gran valor que permite estudiar muchos aspectos relativos a nuestro pasado y seguir con bastante detalle la evolución histórica de la comarca en muchos aspectos de la vida y de la economía a lo largo de los últimos quinientos años. Todo ello en una ubicación que reúne las medidas específicas de conservación y restauración necesarias tanto para el citado Archivo Histórico de Protocolos Notariales como para el Archivo Municipal.