Castillo de la Calahorra

  • Declarado Monumento Nacional y construído sobre la única colina que domina el Marquesado del Zenete, el Castillo de la Calahorra se considera la primera construcción renacentista de la Península, siendo uno de los grandes emblemas de nuestra comarca. El Marqués del Zenete fue el gran artífice de la primera fortaleza renacentista de España. De esta unión del arte cristiano y la ornamentación árabe nacerían los bellos alfarjes y artesonados que se encuentran en la comarca de Guadix y que forman parte de su ruta mudéjar.

Su exterior no presenta apariencia de Castillo Medieval, llaman la atención sus muros enrojecidos por el polvo de las minas de Alquife. Es también de destacar su magnífico patio interior con doble galeria compuesta por arcos.

La panorámica del Castillo de la Calahorra dominando el paisaje con las cumbres de Sierra Nevada al fondo es impresionante y no deja indiferente al visitante.