Encuentran la puerta oriental de los jardines del Teatro Romano

Una exposición acompañó la clausura del campo. /J. J. PÈREZ
Una exposición acompañó la clausura del campo. / J. J. PÈREZ

La consejera de Igualdad clausuró el campo en el que han participado veinticinco jóvenes de toda España

Jesús Javier Pérez
JESÚS JAVIER PÉREZGuadix

La consejera de Igualdad y Políticas Sociales, María José Sánchez Rubio, clausuró ayer el Campo de Trabajo en el Teatro Romano ACCI. Veinticinco jóvenes han realizado un voluntariado que termina con un gran hallazgo: la puerta oriental del “porticus post scaenam”, los jardines porticados que yacen bajo el lodo. La zona de la intervención requería una meticulosidad en la que los voluntarios han puesto todo su cariño y como premio, el último día, el arqueólogo director, Antonio López, certificó el nuevo descubrimiento: un acceso más majestuoso y monumental que la otra puerta de la parte occidental. Sin duda, un premio a la dedicación y el esfuerzo.

El campo denominado 'Redescubriendo el Teatro Romano de Guadix ha consistido en la excavación de la casa romana. Se ha desarrollado del 17 al 31 de julio. Como acciones principales, ha incluido la limpieza superficial del área de la casa romana del yacimiento; documentación y consolidación del sondeo arqueológico realizado en este enclave y excavación arqueológica de una de las habitaciones más importantes. En este campo se han producido otros hallazgos, en concreto, una docena de monedas romanas del siglo IV y un fragmento de un colgante de oro.

La consejera destacó la labor de voluntariado que vienen realizando los más de 300 jóvenes que este verano participan en los campos de trabajo programados por el Instituto Andaluz de la Juventud (IAJ). Según precisó Sánchez Rubio, durante la clausura del campo que se ha venido desarrollando en la localidad granadina de Guadix, este verano se celebran 16 campos en Andalucía, en los que participan 335 jóvenes, de los cuales 175 son andaluces; 160 de otras comunidades autónomas y 30 son extranjeros.

En palabras de la consejera “estos jóvenes en su tiempo de ocio, en sus vacaciones, deciden realizar una labor de voluntariado para trabajar en el ámbito de la acción comunitaria e intervención social; del patrimonio histórico-artístico y cultural; de la arqueología; o del medio ambiente”. Así, explicó que "cada verano en Andalucía jóvenes de diferentes procedencias se comprometen, de forma voluntaria y desinteresada, a desarrollar un trabajo de proyección social y una serie de actividades complementarias, durante quince días".

En esta línea, la consejera ha destacado los campos de trabajo como un programa fundamental a la hora de fomentar entre la juventud valores de convivencia, tolerancia, solidaridad, participación o respeto intercultural.

Casa romana

El objetivo general del campo ha sido la excavación de la edificación, que tras los trabajos realizados, durante estos meses anteriores de limpieza y definición del entorno, se ha descubierto que en realidad se trata de la galería oriental del “Porticus Post Scaenam” y una serie de habitaciones que se adosan a esos jardines. La zona escogida para realizar estas excavaciones se escogieron con la intención de adelantar y abrir el camino al proyecto que el Ayuntamiento de Guadix va a presentar para acceder a fondos europeos a través del GDR y poder proceder a la excavación del porticus.

Voluntariado

Los participantes del campo, dieciséis chicas y nueve chicos, provenían principalmente de Sevilla, Córdoba y Almería, pero también de Segovia, Bilbao, Canarias y Murcia. Sus trabajos lo han desarrollado de manera altruista y voluntaria. Se trata de estudiantes de arquitectura, historia y arqueología, entre otros. El Ayuntamiento se ha encargado de su estancia y han podido disfrutar del alojamiento en cueva, jornadas de formación, visitas a lugares de interés turístico y cultural de la comarca accitana y actividades lúdicas. En palabras de Miguel García “tras su paso por Guadix, se convierten en embajadores de nuestra ciudad en sus lugares de origen”.

Uno de los voluntarios, Álvaro Manzanas, estudiante segoviano de arqueología, y que tiene algo de experiencia en este campo, opina que el teatro accitano “tiene bastante potencial, ya que las inundaciones que se produjeron en la zona del porticus hacen previsible que se conserven bastantes restos”.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos